Alcaldes buenos pueden repetir

Unas enchiladas parroquias para él y unos huevos tirados para el que esto escribe, con un lechero y una canilla. ¡Bendito Dios por estos sagrados alimentos!

Entre la amena charla que siempre tiene Meli, salpicada de anécdotas —ahí me contó cuando conoció a Agustín Lara y cómo disfrutaba de sus conversaciones y de verle fumar con gran porte y elegancia—, ingresó al café el empresario Antonio Ballesteros Grayeb acompañado de su familia, se detuvo para saludarnos, quedándose a tomar un café y revelarnos que en efecto, como se ha mencionado en círculos políticos, el senador Ricardo Ahued Bardahuil lo ha estado invitando, animando, impulsando, para que se lance en la búsqueda de la silla municipal de Xalapa. Todos sabemos y ahí se comentó de la gran estima que el pueblo xalapeño le tiene al exalcalde, que ya ha sido diputado local y federal, director de Aduanas y ahora Senador de la República, lo que sin lugar a dudas podría garantizar que “su candidato” pudiera recibir el respaldo de los capitalinos en la próxima contienda electoral, aunque se tendría que hacer un gran esfuerzo, dado el mal papel que está haciendo el actual edil, también morenista, Hipólito Rodríguez Herrero. A pregunta directa de Melitón Morales, Antonio Ballesteros Grayeb dijo que a pesar del respaldo que le ofrece don Ricardo, no está en sus planes ser alcalde de Xalapa. “Que si deseo ser alcalde, ahorita no está en mis planes, la verdad”, contesta el empresario que fue regidor en el gobierno de Reynaldo Escobar Pérez, secretario del Ayuntamiento con Ricardo Ahued Bardahuil y síndico con David Velasco Chedraui. Toño Ballesteros dice que la situación económica está muy complicada y que lo primero que tiene que hacer es levantar nuevamente el negocio. “Hemos sido muy golpeados por la pandemia y por el momento estoy concentrado en trabajar aquí, porque de mis negocios dependen muchas familias”, asevera. “Tiene diez años que dejé la administración municipal. La ciudad crece, los problemas se multiplican, obviamente y sí conocemos los problemas medulares que aquejan a Xalapa”, indicó. Sin embargo, me llamó poderosamente la atención que en su descarte, de inmediato reconociera públicamente el buen trabajo que hizo el expresidente municipal David Velasco Chedraui. “David ya fue alcalde. Yo trabajé con David. Es una buena persona David. Siento que en su momento fue un alcalde bueno, hizo buenas cosas por Xalapa y hay situaciones y casos de personajes que repiten en la vida pública como el señor (Juan Manuel) Diez en Orizaba, que volvió a ser alcalde porque hicieron bien las cosas”.

Nos vemos los jueves.

[email protected]