Filiberto Vargas Rodríguez / Punto de Vista / Veracruz, zona de riesgo

Prefacio.
“No somos ladrones, administramos bien, somos transparentes. Hemos hecho un ajuste en los gastos, el gobernador vive con austeridad, no tiramos el dinero, lo aprovechamos”. *** Así se expresó Miguel Ángel Yunes Linares para callar a los periodistas que querían preguntarle “nada más de lo malo, y no de nuestros logros”. *** Esto sucedió el pasado lunes, en el acto protocolario con el que puso en marcha el ciclo escolar 2017-2018. Remató su respuesta con un mensaje contundente: “Estoy muy orgulloso de lo que hemos hecho”. *** Si no viviéramos en Veracruz, tal vehemencia nos habría convencido. El gobernador habla de honestidad, de transparencia, de austeridad… y sin embargo no les ha explicado a los veracruzanos qué ha hecho con los recursos que –muy ufano- presumió que había recuperado de los “cómplices” de Javier Duarte. *** Un extraordinario trabajo del periódico La Jornada Veracruz advierte que de los mil 250 millones de pesos que Yunes Linares asegura haber recuperado, la Secretaría de Finanzas sólo ha visto 172 millones, que ingresaron a la cuenta del gobierno estatal (Citibanamex 70113071751) y que a los pocos días fueron retirados, sin aclarar su destino. *** Y algo similar pasa en la Dirección de Patrimonio del Estado, donde declaran que no tienen documento alguno que respalde el dicho del gobernador, en el sentido de que el gobierno de Veracruz es propietario del rancho “El Faunito”, en Fortín de las Flores, y de un tercio del rancho “Las Mesas”, en el Estado de México. *** ¿Transparencia? ¿Honestidad? ¡Pamplinas! *** Miguel Ángel Yunes Linares cree que es el dueño de Veracruz. Se le olvida que fue elegido como gobernador, por un período de escasos 24 meses, de los cuales ya ha dejado ir el primer tercio. *** Dice que el gobernador (o sea él) vive con austeridad, pero no habla de la mansión en la que habita, en El Estero, cuyo valor no es menor a los 35 millones de pesos. *** Dice que no tira el dinero, que lo aprovecha. Esa debe haber sido su filosofía de vida, pues para nadie es un secreto que es multimillonario y que toda su vida ha sido un servidor público. ¡Vaya que ha sabido aprovechar el dinero!
* * *
Seguramente el gobierno de Miguel Ángel Yunes Linares tampoco ha hecho convenio alguno con Estados Unidos. Sólo así se explica que aquel país haya incluido a Veracruz entre las entidades “de alto riesgo” para la seguridad de los visitantes.
El Departamento de Estado de los Estados Unidos renovó la Alerta de Viaje hacia México, emitida el 8 de diciembre de 2016, en la que advierte a los ciudadanos estadounidenses “del riesgo de viajar a ciertas partes de México debido a las actividades de las organizaciones criminales en esas áreas”.
Menciona que “los tiroteos entre organizaciones criminales rivales o con las autoridades mexicanas han tenido lugar en calles y espacios públicos en plena luz del día”, por lo que también restringe los viajes personales de los funcionarios estadounidenses en México.
La nueva actualización refleja cambios a las restricciones del gobierno de EU a su personal respecto a viajes y condiciones de seguridad en Baja California, Baja California Sur, Chiapas, Colima, Guerrero, Quintana Roo y Veracruz con base en una evaluación de los cambios en las condiciones de seguridad en la región.
En especial, en el caso de Veracruz, la recomendación de esta Alerta para el personal del gobierno es: “Permanecer en las áreas turísticas. No tienen permitido utilizar transporte público”.
¿Por qué en Estados Unidos no hablan de los “logros” de la administración estatal?
¿Acaso el dinero de los veracruzanos, robado por Javier Duarte, sirvió para comprar conciencias más allá de nuestras fronteras?
Lo bueno es que nuestro gobernador, a diferencia de su antecesor, no niega los problemas, les da la cara y tiene “los pantalones bien puestos” para hacer frente a quienes atentan contra la paz de los habitantes de este sufrido estado.
Bienvenidos a Yunesland… el país de las maravillas.
* * *
Epílogo.
Y ese valor cívico (léase bien, escribí “cívico”, no “cínico”) que demuestra en cada acto nuestro gobernador, se lo ha inculcado a todos sus colaboradores. Ese es el caso del secretario Desarrollo Económico, Alejandro Zairick, quien terminó por aceptar que se les debe a los empresarios veracruzanos, pero que no hay con qué pagarles (y –como diría Don Teofilito- ni habrá). Los empresarios, sin embargo, deben estar tranquilos, el funcionario dijo que “ya está buscando una fecha”. No, no para pagarles, sino para que se reúnan con el gobernador y les diga lo mismo, sólo que en persona, cara a cara, como a él le gusta resolver los problemas. *** Ese gesto valiente de Alejandro Zairick deberían aprenderlo en la Secretaría de Finanzas. El presidente de Coparmex Xalapa, Luis Sánchez Ávila, se quejó de que en esa dependencia ya no los reciben. Eso les pasa por “cobrones”. *** El senador por Veracruz, Pepe Yunes Zorrilla, se reunió con el director del Instituto Nacional de la Infraestructura Física Educativa (Inifed), Héctor Gutiérrez de la Garza, con quien acordó la reconstrucción del domo de la escuela primaria Josefa Ortiz de Domínguez, de Vega de Alatorre, que resultó afectado por el huracán “Franklin”. Eso deja claro que no se trataba sólo de “recorrer las zonas afectadas”, como muchos otros lo hicieron, sino de llevar soluciones. *** Esto debe aparecer en la contabilidad de delitos del próximo domingo: Los “amantes de lo ajeno” saquearon las oficinas de Canacintra, en la colonia Pumar de Xalapa. Se llevaron dinero en efectivo y equipo de cómputo. El atraco se conoció cerca de la 10 de la mañana del lunes, cuando Evelia García Caro, la gerente, llegó a sus oficinas y encontró las puertas estaban abiertas. *** En Poza Rica, en la colonia Ricardo Flores Magón fue asesinado la tarde de este martes el mecánico Rodrigo Silverio Ruiz, cuando se encontraba reparando un taxi. Cerca de las 19 horas, en la calle Mariano Abasolo, la víctima estaba trabajando cuando llegaron varios sujetos y le dispararon. *** En Juan Díaz Covarrubias, en el sur de la entidad, se registró una balacera con saldo de varios muertos. Entre las víctimas, se dice, podrían estar Cándido Ríos Vázquez, más conocido como “Pavuche”, reportero del Diario de Acayucan, y Víctor Acrelio Alegría, quien fuera comandante de la policía de Acayucan. *** ¿Será por eso que los gringos vetaron a Veracruz?
filivargas@gmail.com